Free songs
Home / Articulos / ACÉRCATE A ALLAH
ACÉRCATE A ALLAH

ACÉRCATE A ALLAH

El objetivo de este articulo  es dar a conocer cuáles son los objetivos del ayuno durante el bendito mes de Ramadán abordando sus 3 dimensiones.

1- DIMENSIÓN ESPIRITUA:

* El objetivo fundamental del ayuno es obtener taqwa tal como nos ha dicho Allah en el Corán.

{¡Oh, vosotros que creéis! Se os ha prescrito el ayuno, así como fue prescrito a quienes os precedieron, para que podáis alcanzar el taqwa.} (Al-Baqarah 2: 183)

Pero hay que explicar qué es el taqwa. Taqwa no sólo se reduce al temor de Allah como se suele traducir normalmente. Realmente es “ser consciente de Allah”, saber que Allah está ahí en todo momento viéndote, escuchándote,… lo que debe servir de freno para no hacer aquello que le desagrada pero al mismo tiempo saber que Allah es nuestro Compañero constantemente. Taqwa está relacionada con el Ihsan (como nos enseñó el Profeta saws en el famoso hadiz) que es ser consciente de Allah como si le vieras pues aunque tú no le veas, Él si te ve a ti (Jashia y Muraqqaba).

* Ejercicio de amor a Allah: en Ramadán durante el día se abandona la comida, la bebida…por amor a Allah. Estamos diciendo: “oh Allah, te antepongo por encima de todo…”

* Tazkiya: Purificación del corazón para obtener un corazón sano.

Sabemos que la abstención de la comida y la bebida no es todo, de hecho puede llegar a ser inútil: El profeta SAWS dijo «Quien no deja de hablar mal y de hacer maldades durante Ramadán, que sepa que Allah no tiene necesidad alguna de que deje de comer y de beber.» Nuestros sentidos también ayunan de aquello que es malo y nuestro corazón se debe purificar de los malos sentimientos como la envidia, el rencor, la injusticia, el orgullo,…pues el invitado a nuestro corazón es Allah y queremos que lo vea bien limpio y ordenado!!!

* Aprendemos a valorar lo realmente importante: oración, dikr, …la Otra Vida,…tenemos más tiempo para reflexionar y comprender que si perdemos alguna de estas cosas durante el día deberíamos estar más tristes que si perdemos una comida.

* Aprendemos a disfrutar del ibadah (adoración): al igual que sabemos disfrutar de una buena comida, debemos aprender a disfrutar, a saborear la dulzura de una buena oración, de un buen du’a, de un buen dikr,…en Ramadán Allah crea el ambiente propicio para que disfrutemos mucho más de estos actos con el fin de que luego queramos volver a sentir lo mismo el resto del año. Si experimentamos la dulzura de estos actos, nos daremos cuenta de que no hay nada igual!!

* Aprendemos a ver nuestras malas obras como obstáculos en nuestra relación con Allah, a darles su verdadera magnitud y a no restarles importancia siendo más fuertes para acabar con ellas.

* Aprendemos a valorar el tiempo: en Ramadán nos damos cuenta de que nuestro esquema temporal en realidad se establece alrededor de la comida cuando en verdad debería ser alrededor de la oración. Aprendemos así a valorar el tiempo y a emplearlo en cosas realmente productivas y beneficiosas (no dormir demasiado, no malgastar el tiempo en cosas puramente banales,..)

2- DIMENSIÓN CONDUCTUAL

Auto control, fortalecimiento de la voluntad: En Ramadán lo espiritual prevalece sobre lo material. Aprendemos auto disciplina controlando nuestras inclinaciones para que nosotros mandemos sobre ellas y no ellas sobre nosotros. El ayuno al igual que el resto de pilares en el Islam, constituye una eliminación de algún obstáculo en nuestro camino hacia Allah. En el caso del ayuno, ese obstáculo son las pasiones, las tentaciones, dejarnos llevar por los malos sentimientos….Experimentos sociológicos de ejercicios de disciplina sobre niños han concluido en que hay mayor éxito en la vida de aquellos niños que de pequeños demostraron auto control.

3- DIMENSIÓN SOCIAL

La necesidad experimentada durante el ayuno ayuda a comprender mejor a los necesitados y a empatizar con ellos. Ello nos moverá a ser más caritativos y dispuestos a cambiar su situación. Una aplicación práctica de esta caridad aprendida durante e ayuno se produce justo al terminar el mes en la forma de zakat al fitr.

En definitiva, los objetivos del ayuno abarcan las 3 dimensiones en que se mueve el ser humano

  • Relación ser humano-Dios (espiritual)
  • Relación ser humano consigo mismo (conductual)
  • Relación ser humano con sus semejantes (social)

Además Ramadán es el mes del Corán pues fue en este bendito mes cuando descendió el Libro Sagrado. En este periodo la relación con la palabra de Allah es especial y se debe intensificar saboreando también lo que Allah tiene que decirnos.

El profeta saws también nos ha hablado de las grandes recompensas del ayuno “ el creyente tiene 2 alegrías al ayunar: cuando rompe el ayuno y cuando se encuentra con su Señor”. Ese será nuestro motor, nuestro impulso a esforzarnos en ayunar con calidad y tratando de hacer todo lo bueno que podamos durante este periodo.

Como conclusión, el mes de Ramadán es un curso intensivo que nos sirve para cargar las pilas para el resto del año y que lleva por título: “ACÉRCATE A ALLAH”.

Alejandro Delgado Prieto

Comments are closed.

Scroll To Top

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies